Empowerment y equipos de trabajo PDF Imprimir Correo electrónico

Empowerment y equipos de trabajo

El empowerment no es más que dar suficiente libertad al empleado para actuar de acuerdo a sus responsabilidades y resolver problemas acorde a sus capacidades y habilidades conforme a la cantidad de información que se le suministra

 

Daniela M. Oropeza Feo

En la actualidad el término empowerment o empoderamiento por su traducción al español,  resulta un concepto bastante en boga y resulta tan amplio como aplicable a diferentes ámbitos.

En sentido amplio, el empoderamiento o empowerment se refiere según la Real Academia Española (RAE) a “Hacer poderoso o fuerte a un individuo o grupo social desfavorecido”[1]. Mas, al aplicar el tema al área de gerencia encontramos que el término se refiere a “una práctica de compartir información, recompensa y poder con los empleados de manera que puedan tomar iniciativa y tomar decisiones para resolver problemas y mejorar su servicio y actuación”[2]. Es importante destacar que al referirse al término poder, se hace referencia a la capacidad de decisión y opinión que se tiene en el ámbito en el que se trabaja.

De acuerdo a esta última definición, el empowerment o empoderamiento no es más que dar la suficiente libertad al empleado para actuar de acuerdo a sus responsabilidades y resolver problemas de acorde a sus capacidades y habilidades conforme a la cantidad de información que se le suministra, siendo el objetivo final de esta técnica el fortalecimiento de los miembros del equipo, así como las capacidades de estos.

Así mismo el empoderamiento en éste caso, permite “distribuir niveles adecuados de poder, autoridad, autonomía y responsabilidad en toda la organización”[3].

En el caso de gerentes (o directores), permite delegar actividades o tareas que considera pueden hacer los miembros del equipo de acuerdo a sus habilidades y capacidades técnicas junto con el suministro adecuado de información, dándole así mayor tiempo y esfuerzo que puede invertir en situaciones de mayor complejidad como reuniones con junta directiva, encuentro con proveedores, reuniones con otros stakeholders, revisión de estructuras de costos, entre otros ámbitos. Así mismo permite que la solución de problemas pueda darse de manera más rápida y efectiva, ya que no se trata de un tipo de organización jerárquico donde la única persona que puede o tiene la capacidad de resolver problemas es el gerente, sino que permite un margen de acción donde cada miembro del equipo puede tomar decisiones que de acuerdo a su criterio solventarán el problema de manera satisfactoria, a largo plazo y con los mejores resultados esperados. Por supuesto, es de hacer notar que con esta libertad otorgada a los miembros de un equipo, viene la cuota de responsabilidad correspondiente a su acción o inacción sobre una materia determinada.

El empoderamiento permite que los miembros del equipo desarrollen sus capacidades técnicas y de interrelación con otros miembros del equipo, cosa que no solamente beneficia a las mismas personas, sino que además influye de manera positiva a la organización, ya que los miembros se sienten más seguros de sí mismos, realizan opiniones, comentarios, sugerencias y críticas que pueden contribuir a realizar los procesos existentes de una manera más sencilla y abaratar costos así como reducir tiempos.

De igual forma, permite explorar su capacidad de creatividad e innovación, así como aplicarla en la ejecución las tareas y responsabilidades a su cargo. También, expresar cualquier inconveniente, disconformidad o queja que tengan en referencia al trabajo que se realiza, conllevando esto en muchas ocasiones a la rectificación de pasos, procesos o informaciones que se dan dentro de la empresa. El empoderamiento es una técnica que facilita la retroalimentación dentro de las organizaciones.

Aunque empoderar a alguien pueda parecer algo sencillo (otorgar libertad y responsabilidad basado en información), en la realidad, es algo que debe manejarse con cuidado y de acuerdo a ciertas condiciones, ya que de lo contrario, puede jugar en contra, no solamente del gerente o director (restándole autoridad) sino que además, puede atentar contra la misma organización y su éxito.

Antes de aplicar la técnica es muy importante tener claro qué tanto control y organización se tiene dentro de una empresa, de igual forma, es necesario estar consciente del talento humano con el que se trabaja, ¿cuentan ellos con el grado de compromiso necesario para asumir más responsabilidades en la toma de decisiones?, ¿se sentirán cómodos trabajando bajo ese nivel de presión o se sentirán abrumados?

Es necesario saber cuáles son las características de las personas con las que se trabaja, ya que, aunque el empoderamiento suene como una buena técnica quizás no sea la adecuada para ese equipo en particular y otra herramienta de gestión resulte más apropiada, recordemos que no todos los equipos son iguales ni comparten las mismas características.

Existen muchísimas técnicas dentro de la gestión de recursos o talento humano, cada una adaptándose a una realidad específica, a un caso y necesidades concretas.

En el caso del empowerment o empoderamiento, de aplicarse correctamente y realizarse las labores correspondientes de análisis previo, el mismo cuenta con un efecto maravilloso no solo para el proyecto u organización, sino también para las personas que en ellos laboran, el empowerment permite potenciar a una persona a mediano y largo plazo, le permite explorar sus capacidades y límites existentes, así como desarrollar nuevas habilidades que le serán de utilidad en un futuro.



[1] Empoderamiento. Definición disponible en: http://dle.rae.es/?id=ErreFb4|Ers1PZE

[2] Empowerment. Definición disponible en: http://www.businessdictionary.com/definition/empowerment.html

[3] El empowerment. Artículo en línea. Disponible en: http://www.crecenegocios.com/el-empowerment/

Última actualización el Viernes 21 de Abril de 2017 08:29